Acaso los dos eramos follaje

Un libro de poesía que Marta dedicó a su madre con estas palabras: “Hacia mi madre, porque su corazón es puro como el árbol: tiene nidos y da frutos.” Fecha de publicación: 1951 Ediciones: ETGLA Ilustraciones: Marta Giménez Pastor